Los expats nos enfrentamos a una serie de retos únicos. 

Como psicóloga expat profundamente inmersa en las experiencias de las personas que navegan por las muchas funciones exigentes de su vida como expats, es esencial arrojar luz sobre los aspectos críticos de reconocer el burnout y afirmar los límites.

Reconocer el burnout y establecer límites

El burnout y el arte de establecer límites son temas que a menudo se pasan por alto. 

Aunque estos problemas suelen asociarse a emprendedores y nómadas digitales, lo cierto es que afectan a la vida de todo el mundo. 

La presión indebida, la ansiedad y las dudas sobre uno mismo derivan de un entorno de trabajo desafiante o de la vida expat en general. 

Pensamos que se supone que debemos sufrir, sentirnos un poco quemados en cierto modo. Si es estresante, significa que lo estás haciendo bien. ¿No es así?

Si estás realmente comprometido con tu trabajo, no tienes una vida fuera así que por qué necesitarías terminar a tiempo o un poco antes el viernes. Al final tendrás tiempo. Cuando estés jubilado. Pero ahora en este momento, necesitas concentrarte en tu trabajo. 

No. 

Ese tipo de pensamiento puede interiorizarse en nosotros como personas de alto rendimiento, ambiciosas e inteligentes. 

Así que cuando no encajamos en el modelo, el molde o nos atrevemos a ir temprano el viernes o nos atrevemos a clases de yoga en la mañana de los martes, algo falla en nuestro sistema de creencias.

Cómo superar el burnout y establecer límites en la vida expat

Identificar los factores estresantes: El primer paso para gestionar el burnout 

Un paso crucial para prevenir el burnout es comprender e identificar los factores estresantes. 

¿Por qué? Porque podemos detectar cuándo estamos estresados, pero puede que no seamos capaces de detectar cuándo estamos quemados. 

El burnout puede manifestarse sutilmente, pero los factores estresantes suelen ser más evidentes. Estos factores estresantes pueden ser las tareas que estás realizando, las personas con las que estás tratando, cualquier cosa que sea un desencadenante, ya los conoces, identifícalos. 

Tómate tiempo y espacio. Hazte un hueco para identificarlos. 

No hay nada que debas o no debas hacer para conocer tus factores estresantes. No importa lo grandes o pequeños que sean. Dedicar tiempo a identificar y aceptar estos factores estresantes, independientemente de su magnitud percibida, se convierte en una piedra angular en la batalla contra el burnout. 

Es crucial reconocer que todo el mundo se enfrenta a retos, aunque no sean inmediatamente visibles.

La trampa de la comparación

Como expats, nómadas digitales y personas ambiciosas, a menudo caemos en la trampa de la comparación. 

Miramos a nuestro alrededor y pensamos: ¿nadie más está estresado? Entonces, ¿por qué te estresas tú? 

En realidad ellos pueden tener un estrés o factores estresantes diferentes, pero también pueden estar estresados y tú simplemente no lo ves.

Comparamos nuestras dificultades con una versión idealizada de la vida de los demás, creyendo erróneamente que a todo el mundo le va bien. 

Sin embargo, es crucial darse cuenta de que cada uno tiene sus propias batallas. 

Como parte del trabajo que hago con mis clientes en esta área, les digo que elijan a una o dos de esas personas que ven y perciben como invencibles y empiecen a preguntarles: ¿Cuál es tu lucha en este momento? ¿Cuáles son tus factores de estrés? 

Encontrarán que el 100% de las veces están luchando exactamente como ellos o de una manera similar.

Cómo superar el burnout y establecer límites en la vida expat

Empoderamiento a través de la palabra «No»

Una parte importante del reconocimiento de nuestros factores estresantes es el aspecto de nuestros límites y el establecimiento de los mismos. 

Es dominar el arte de decir «no». 

La palabra «no» es una de las más sorprendentes del mundo en cualquier idioma. 

En una sociedad que a menudo glorifica el estrés y el exceso de compromisos, decir «no» se convierte en una poderosa herramienta de autocuidado.

Rechazar tareas o compromisos que no se alinean con tus prioridades te permite recuperar el control y la motivación para las cosas que realmente importan.

Decir «no» resulta muy incómodo. Pero decir «no» no es sólo poner límites, sino también abrazar el egoísmo en el contexto del autocuidado, y el autocuidado es necesario para evitar el estrés y el burnout. 

«No» es una frase completa, y está bien ser egoísta cuando se trata de cuidar de tu bienestar mental y emocional.

¿No puedes servir de una taza vacía? Primero tienes que cuidar de ti mismo. Tienes que mirarte de verdad, tienes una vida, tienes un cuerpo, tienes una mente. Y si no la cuidas, no puedes ayudar a nadie más. 

Si no comunicamos el no, nos estamos negando ese establecimiento de límites.

Cómo superar el burnout y establecer límites en la vida expat

Reconocer los factores estresantes, evitar la trampa de la comparación y dominar el poder liberador del «no» son pasos vitales para cultivar un estilo de vida sano y equilibrado como expat. 

Al adoptar el egoísmo como una forma de autocuidado, los expats pueden navegar por los intrincados caminos de sus carreras y vidas personales con resiliencia y autenticidad. 

Recuerda, decir «no» no es un acto egoísta; es un acto de amor propio que te permite prosperar tanto personal como profesionalmente.

Si estás luchando contra el burnout y por mantener tus límites como expat, no estás solo. Como psicóloga de expats, mi experiencia ofrece un valioso apoyo a las personas para darles la confianza para seguir adelante en su vida expat, disfrutando de ella al máximo.

¿Quieres ver cómo puedo ayudarte? ¡Revísalo aquí!

Reserva una consulta gratuita de 30 minutos conmigo y trabajemos juntas para reducir y prevenir los conflictos que surgen en tus relaciones con tus seres queridos. ¡Hazlo aquí!

¿Todavía no estás segura de dar el siguiente paso? ¡Comprueba los testimonios de mis clientas o reserva tu cupo en mi Workshop (en inglés) para decirle adiós a las creencias limitantes de tu vida en el extranjero!

Estoy contigo,
Gabriela

Si eres una mujer expat que quiere vivir una vida internacional feliz, exitosa y realizada, Gabriela es la Psicóloga y Mentora que necesitas.

Ella te ayuda a recuperar la confianza en ti misma y a diseñar tu vida expat en tus propios términos. Gabriela tiene más de 20 años de experiencia profesional, habla 3 idiomas (a veces en una sola frase, ¡como tú!) y ha apoyado a más de 400 expatriados a superar la ansiedad y el burnout, a construir relaciones significativas y a disfrutar de su vida internacional, estén donde estén, vayan donde vayan.

Gabriela asesora a mujeres expatriadas en español, inglés y alemán.